Casos de éxito

Liderazgo consciente: palanca para el desarrollo sostenible

Liderazgo consciente: palanca para el desarrollo sostenible

La mañana de este 1 de junio, previo al Día Mundial del Medio Ambiente, compartimos con un grupo de periodistas y comunicadores reflexiones sobre cómo impacta el liderazgo consciente en el avance de buenas prácticas de la responsabilidad social.

La actividad, organizada por Coopeservidores, la Asociación Empresarial para el Desarrollo (AED) y el Consejo Consultivo Nacional de Responsabilidad Social estuvo a cargo del presidente del Consejo, Gustavo Araya, Pablo Rojas, Coordinador de la Dimensión Ambiental de AED y Anabelle Calderón, gerente de Relaciones Corporativas de Coopeservidores.

En su intervención, Araya explicó cómo identificar un líder consciente, cómo este debe crear las capacidades internas a través de conocimiento, sensibilización y conductas adecuadas y la importancia de que ese liderazgo sea consecuente siempre en el decir y en el hacer.

El líder debe saber que la responsabilidad social  es un proceso que debe impulsar con un alto grado de compromiso y removiendo todos los obstáculos para alcanzar la estrategia responsable propuesta.

‘No es un proceso que surja espontáneamente, hay que construir el entorno para fomentar la responsabilidad social y eso requiere comprometer a otros mandos gerenciales’ explicó Araya para quien la adecuada estrategia no solo permitirá atender los impactos y las huellas, sino innovar y avanzar hacia el crecimiento sostenible.

Pablo Rojas de AED por su parte, advirtió que el concepto de sostenibilidad no implica de ninguna manera dejar de crecer, sino hacerlo estratégicamente incorporando al negocio las dimensiones social y ambiental al pilar económico.

Rojas recordó cómo el mundo ha venido en un proceso de gran aceleración afectando el equilibrio de la población, de las emisiones de gases efecto invernadero, el consumo de fertilizantes o la pérdida de bosques. Vivimos en un mundo limitado de recursos, por eso la bio-capacidad del Planeta es cada vez menor, dijo, con el agravante de que son los países con menor desarrollo humano los que muestran una huella ecológica mayor.

A pesar de este panorama hay señales positivas:  muchos países están virando hacia un desarrollo sostenible apuntalando hacia temas vitales como energía y cambio climático; materiales y residuos; biodiversidad y; agua y saneamiento.

En Costa Rica, vale resaltar el ejemplo de Coopeservidores, cooperativa de ahorro y crédito que acogió la estrategia de triple utilidad y gracias a ella se ha visto inmersa de programas para reducir su huella ambiental, es ya carbono neutro y está certificada bajo la norma técnica de responsabilidad social INTE 35-01-01.

Su gerente de Relaciones Corporativas, Anabelle Calderón comentó que en todo este recorrido la cooperativa mantiene una relación cercana con sus partes interesadas; reporta anualmente ante el Pacto Global (10 principios de Naciones Unidas) y transparenta su accionar mediante los reportes GRI.

A lo largo de estos últimos 7 años ha generado resultados positivos: desde el 2013 ha evitado consumo de agua por 17.223 metros cúbicos o el equivalente al consumo promedio de 60 hogares. Desde el 2015 ha evitado que 28 toneladas de residuos lleguen a rellenos sanitarios gracias a su política de reciclaje.

Deja un comentario

Ir a la barra de herramientas